"Cuando la España cristiana medieval atravesaba un periodo de oscurantismo en el que ni siquiera se planteaba ningún tipo de higiene y mucho menos personal, la Córdoba musulmana contaba con más de seiscientos baños árabes públicos, herederos de las termas romanas.
Lugar de descanso, de reunión social y política, en ciertas regiones el hammam constituye, especialmente para las mujeres,
una de sus distracciones favoritas y todo un ritual generador de belleza y sensualidad,
al tiempo lugar donde mejor se desvanece cualquier desigualdad de índole social."


27.12.07

Benazir Bhutto




ASESINAN A LA HIJA DEL ESTE

En el marco de la campaña electoral
que la proyectaba como ganadora,
con el 65 por ciento de los votos.




(BBC, 27 de diciembre) La ex primera ministra y líder opositora paquistaní Benazir Bhutto falleció hoy en un atentado durante una concentración política en la ciudad de Rawalpindi.

Desde Islamabad, la corresponsal de la BBC Barbara Plett informa que la muerte de Bhutto fue confirmada por los médicos y la dirigencia de su organización política, el Partido del Pueblo de Pakistán (PPP).

Otras informaciones previas señalaban que la dirigente había sido trasladada a un hospital tras recibir heridas cuando se retiraba del encuentro político. Se cree que otras 15 personas perdieron la vida en el atentado.

Fuentes del PPP revelaron que el atacante le disparó a Bhutto en el cuello y el pecho, y luego se quitó la vida al detonar un artefacto explosivo a la salida del lugar.

Nuestra corresponsal indica que no se sabe con certeza cómo murió Bhutto, pero su fallecimiento tendrá un gran efecto en la escena política paquistaní, donde las elecciones para la asamblea nacional están previstas para el 8 de enero.

La ex primera ministra, señala Plett, era un elemento clave para su partido y desempeñaba un papel político muy importante en el próximo proceso electoral.

El PPP es el partido con mayor arrastre popular en Pakistán, especialmente en la provincia de Sindh, de donde Bhutto era originaria.

En octubre 130 personas murieron en un atentado en Karachi cuando dos explosiones estremecieron la caravana de la ex primera ministra que regresaba al país después de ocho años de exilio voluntario.

Este jueves también se produjo otro atentado en las afueras de Rawalpindi, en una concentración política llevada a cabo por los seguidores de otro dirigente de oposición, Nawaz Sharif.

Un grupo de hombres armados dieron muerte a unas cuatro personas. Sharif, no obstante, no se hallaba en el lugar.

Sus partidarios culparon del atentado al gobierno del presidente Pervez Musharraf.

Los analistas señalan que Rawalpindi, ciudad cuartel con fuerte presencia militar, es percibida como una de las localidades más seguras del país.

Esto hace que el atentado de este jueves represente una fuerte humillación para el gobierno militar paquistaní.



PRIMERA JEFA DE GOBIERNO DE UN PAÍS ISLÁMICO



(laverdad.es) Benazir Bhutto, la que fuera dos veces primera ministra de Pakistán (1988-1990) y (1993-1996), y líder del Partido Popular de Pakistán, nació en Karachi, capital financiera de Pakistán, el 21 de junio de 1953.

Hija del difunto presidente musulmán suní Zulfikar Ali Bhutto, tenía sólo 14 años cuando se afilió al Partido Popular de Pakistán (PPP), fundado en 1967 por su padre, quien lo presidió hasta su muerte.

Estudió Ciencias Políticas en las Universidades de Harvard (Estados Unidos) y Oxford (Gran Bretaña), y en 1977 regresó a su país, donde no llevaba más de tres meses cuando el general Zia Ul Haq dio un golpe de Estado que derrocó a Alí Buttho e impuso la Ley Marcial.

Ejecutado Ali Bhutto el 4 de abril de 1979, Benazir asumió entonces la jefatura del partido sufriendo repetidas veces arresto domiciliario, hasta que en 1981 fue encarcelada tras participar en la formación del Movimiento para la Restauración de la Democracia (MRD), opositor a Zia.

En 1984 se exilio voluntariamente a Londres, pero en julio de 1985 volvió a Pakistán para asistir al entierro de su hermano Shawanaz, e inmediatamente fue sometida a un arresto domiciliario que duró 66 días. Su vuelta movilizó a miles de seguidores, a los que, con su oratoria y carisma, pidió que lucharan por la abolición de la ley marcial, lo que le costó dos meses de residencia vigilada y de nuevo el exilio en Londres.

En abril de 1986 regresó a su país con la firme intención de luchar por la democracia, pero de nuevo fue detenida, y el 28 de enero de 1987 escapó de un atentado. La muerte en agosto de 1988 del general Zia Ul Haq, en un accidente de aviación, supuso la entrada en la política activa de Benazir, que se definió ideológicamente como socialdemócrata.

El 2 de diciembre de 1988, tras la victoria de su partido en elecciones generales, fue elegida primera ministra de Pakistán, convirtiéndose en la primera jefa de Gobierno de un país musulmán.

En noviembre de 1989 superó por un estrecho margen de votos una moción de censura. Pero el 6 de agosto de 1990, el presidente paquistaní, Ishaq Khan, la destituyó acusándola de abuso de poder, nepotismo y corrupción, disolvió la Asamblea y convocó nuevas elecciones.

Tras los comicios, Nawaz Sharif fue elegido nuevo primer ministro del país, mientras Bhutto emprendió una campaña política destinada a ganarse la credibilidad política entre el electorado.

En las elecciones de octubre de 1993, convocadas tras una crisis política que se cobró las dimisiones del presidente y primer ministro paquistaní, el PPP se alzó de nuevo como la formación más votada y el 19 de ese mes, Benazir Bhutto fue elegida, por segunda vez, primera ministra.

Tres años después, sin embargo, y también por segunda vez en su carrera política, Benazir fue destituida el 5 de noviembre de 1996, bajo nuevos cargos de corrupción, de mala gestión económica, y de la muerte extrajudicial de detenidos.

El 15 de abril de 1999, un tribunal de Lahore condenó a Benazir y a su marido a cinco años de cárcel al considerarles culpables de haber recibido millones de dólares de una firma suiza por la concesión de un contrato público cuando Bhutto era primera ministra. El tribunal impuso además a la pareja una multa de 8,6 millones de dólares y les prohibió desempeñar cargos públicos.

El Gobierno reaccionó con una orden de arresto contra Bhutto, que se enteró del fallo del tribunal cuando estaba en Londres, ciudad junto a Dubai (EAU), en las que residió desde 1999 y desde donde dirigió el PPP.

El 6 de abril de 2001, el Tribunal Supremo de Pakistán anuló el fallo y ordenó la celebración de un nuevo juicio. Dos meses después, sin embargo, Benazir fue sentenciada en rebeldía a tres años de cárcel por no haber comparecido ante los tribunales en juicios contra ella por presunta corrupción.


Regreso a Pakistán

En diciembre de 2005, un tribunal anticorrupción de Pakistán declaró inocente a la ex primera ministra paquistaní y a otros cuatro responsables de su administración de los cargos de tráfico de influencias que pesaba sobre ellos desde hacía ocho años.

Sobre Buttho pesaba sin embargo un aviso internacional de detención por parte de la Interpol, así como una docena de casos por corrupción en los tribunales de su país, así como en Suiza y España. El 18 de octubre de 2007, tras ocho años y medio de exilio, ella regresó a Pakistán, tras obtener una amnistía (pendiente de revisión por parte del Tribunal Supremo) del presidente Musharraf, con quien Bhutto había alcanzado un acuerdo de reparto de poderes para hacer una transición a la democracia plena en Pakistán.

Su represo, sin embargo, se tiñó de sangre, a causa de un doble atentado suicida contra ella que se cobró la vida de cerca de un centenar y medio de personas en Karachi, la mayoría seguidores del PPP.

El 3 de noviembre, Musharraf declaró el estado de excepción, amparándose en el deterioro de la ley y el orden que sufría el país, y el 9 de noviembre Bhutto fue puesta bajo arresto domiciliario, medida que fue levantado a las pocas horas.


"La cultura es mucho más rica cuando más mezclada está; los países mestizos tienen ventajas sobre los más homogéneos porque es la diversidad la que nos enriquece. La cultura no puede ser única ni cerrada, pues hay una polinización que ha venido del lejano Oriente, al Oriente próximo, y de ahí a Occidente. La literatura, por ejemplo, se mueve por las autopistas del viento."
(Juan Goytisolo, Barcelona)